jueves, 8 de enero de 2015

ROMÁNICO : CONTEXTO HISTÓRICO

Se denomina arte románico al que se da en Europa entre los siglos X e XII. Tras la alta Edad media el nuevo estilo impuso una uniformidad estilística que permitió edificar miles de iglesias por toda Europa según los mismos principios. El Románico, cuya denominación hace referencia a la inspiración en las técnicas y formas del arte romano, fue el primer estilo artístico internacional europeo , si bien con variantes en cada territorio o nación.

Después de las invasiones bárbaras de los siglos  VIII e IX  y de las luchas de los descendientes de Carlomagno, que contribuyeron a alimentar el terror del Apocalipsis y del fin de los tiempos entorno al año 1000, se hizo un esfuerzo para reconstruir lo arruinado y poner en explotación nuevas tierras. De esta forma, la población aumenta y las pequeñas aldeas se van convirtiendo en incipientes núcleos urbanos. Con el crecimiento de las ciudades aparecerá una nueva clase social, la burguesía.
Durante la segunda mitad del siglo X y  primera del XI los pueblos invasores fueron asimilados por la cultura occidental y se detuvieron los avances musulmanes por el sur.
Los reinos feudales, basados en una relación de vasallaje, conformaron el nuevo marco político de Europa a partir del siglo X iniciando así el camino de la formación de los primeros estados nacionales.

En esta situación de relativa tranquilidad, un profundo sentimiento espiritual enraizó en la sociedad. Fueron años marcados por una clara conciencia de pecado y por el temor a  la condenación eterna. El sentimiento de culpa y  la creencia en el perdón a través del  arrepentimiento calaron a fondo en los contemporáneos. La penitencia era el modo de exculpar los pecados.

Esta forma de pensamiento alcanzó  se punto más acusado alrededor do ano 1000 con los temores del fin del milenio. Siempre se creyó que el alivio una vez pasada la fatídica fecha, se habría transformado en agradecimiento a Dios  y en un incremento de las congregaciones religiosas.

La vida monástica era considerada superior a la clerical , y ésta a  la laica. Las donaciones para garantizar la salvación con una unión estrecha a lo religioso eran muy comunes. Hubo un auge de la vida monástica, vía segura para alcanzar la salvación. Los que non tenían a su alcance la vida monástica buscaron otras vías para redimir  sus culpas : la penitencia a través de las peregrinaciones y  las cruzadas.

RECUPERACIÓN Y EXPANSIÓN DE OCCIDENTE

Si los siglos precedentes desde la caída del Imperio Romano son para Occidente momentos de decadencia y de oscuridad, a partir de mediados del siglo X la recuperación económica, política, cultural y religiosa se va a hacer patente aunque esta recuperación no sea igual de rápida en todas las ramas de la actividad humana, El aumento de población será un rasgo del nuevo espíritu europeo: las ciudades crecen y esta recuperación demográfica será incesante hasta mediados del siglo XIV. La agricultura pasa de un sistema primitivo basado en la fuerza humana y en un utillaje apenas modificado desde la antigüedad con cultivos itinerantes y barbecho bienal a otro sistema más evolucionado con fuerzas auxiliares naturales o animales, utillaje de hierro y reducción de los períodos improductivos.
Asimismo, frente al aislamiento de la Alta Edad Media ahora, en plena Edad Media triunfa el intercambio de hombres y productos, es decir, la vida comercial. En principio el comercio se desarrolló a través de las diferentes vías romanas pero pronto los gobiernos comienzan a prestar atención a las comunicaciones, desarrollándose también el tráfico fluvial en el que juegan un papel importante los grandes ríos centroeuropeos y mediterráneos.
La moneda también desempeña un importante papel y por supuesto el mercader, profesión al principio muy criticada pero luego reconocida  necesariamente.
Esta expansión mercantil se plasmó en el nacimiento de una serie de núcleos comerciales entre los que juega un papel importante las ferias instituidas por los reyes, por eclesiásticos o por señores laicos, llegando a ser grandes centros de comercio internacional como Gante, Colonia , Champagne a los que acudían comerciantes flamencos con sus paños o italianos con sus sedas y especias. Estas ferias entran en decadencia en el siglo XIII como consecuencia del nacimiento de nuevas rutas comerciales. Otros centros comerciales importantes son las ciudades italianas, que comercian con productos africanos y de Oriente, Flandes y el Báltico. Este comercio desarrolló nuevas técnicas como el crédito, las letras de cambio o las compañías comerciales.
Renace pues la vida urbana aunque la tierra sigue siendo la base de la economía. La tierra desde tiempos carolingios está estructurada en señoríos cuya base territorial se divide en manso y reserva. La población está dividida en señores , nobles con poder y riqueza o religiosos y campesinos que suponían el 80% de la población , con distintos grados de dependencia con respecto al señor.
A partir del siglo XI aumentan las clases urbanas cuya élite estaba formada por los mercaderes.
En todo este tiempo en Europa son corrientes las tensiones sociales tanto en la ciudad como en el campo, encaminadas a la reducción de impuestos, rentas y a la adquisición de libertades frente al poder señorial.
En el terreno cultural Europa se desespereza lentamente basándose en la fidelidad a la tradición carolingia y clásica. El vehículo de esta expansión serán los monasterios y escuelas monacales, centros de producción de libros y bibliotecas.
Cultura e Iglesia van a caminar juntos. Uno de los problemas más delicados de la Iglesia serán las relaciones entre Bizancio y el Papa. El patriarca de Constantinopla, Focio, en el siglo IX se negó a aceptar la autoridad del Papa. En el siglo XI el patriarca se proclama jefe de la Iglesia Oriental. La ruptura  produce en el Cisma de Oriente

PEREGRINACIONES Y CRUZADAS


Durante los siglos centrales de la Edad Media, la peregrinación a los lugares santos fue muy común, sobre todo a Roma, Jerusalén y Santiago de Compostela. La peregrinación que alcanzó mayor influencia fue  la de Santiago de Compostela. Esta ciudad inicia un activo comercio con otras ciudades de Europa y toman importancia otras ciudades del camino como Jaca o León A lo largo del camino se instalan muchos franceses a los que se les conceden privilegios y facilidades para la adquisición de tierras ya que estos lugares habían quedado despoblados tras la Reconquista.La peregrinación supuso eno sólo la activación económica de la zona sino el intercambio cultural con otros lugares lejanos. En el arte, el camino de Santiago va a ser la vía de penetración del Románico que se empieza a gestar en Francia a finales del siglo X. A parte surgen otras peregrinaciones promovidas por los monasterios que guardan reliquias de santos y que suponen una fuente importante de ingresos. En general, todas las peregrinaciones  supusieron un intercambio cultural sin igual en la Edad Media  entre diversos pueblos europeos y también un estímulo económico para las poblaciones que se hallaban en las vías de peregrinación.
Las cruzadas tenían como objetivo fundamental  la liberación del Santo Sepulcro y ayudar a los cristianos que habitaban bajo dominio musulmán.

LA EXPANSIÓN DE LOS MONASTERIOS



La adopción de un carácter unitario en la forma constructiva ayudó a la proliferación de monasterios. Durante el siglo X  se fundan numerosos monasterios renovados contribuyendo a difundir por Europa un tipo de edificio idéntico. El papel preponderante fue de la orden de Cluny El monasterio de Cluny, en la Borgoña, fue fundado en 910. Gregorio VII reformó la regla benedictina ( Ora et labora) y tuvo tanto éxito que en pocos años tenían mil cuatrocientas cincuenta abadías. La orden de Cluny representaba una fuerza considerable : era la más extensa de Occidente y  su abad el segundo jefe de la Cristiandad, después del  Papa. En el siglo XII otra reforma religiosa, que también pretende renovar el voto de pobreza ante la prosperidad de los monasterios cluniacenses, será la que dirige San Bernardo de Claraval, la orden del Císter

No hay comentarios:

Publicar un comentario